SAU CFDD
Jan 302013
 

Por Barb Arland–Fye

La temperatura fría de invierno en la ciudad de Davenport se convirtió en ambiente cálido de familia en la Catedral del Sagrado Corazón el pasado 15 de Diciembre cuando el Obispo Martin Amos anunció a la congregación: “hemos elegido a este hombre de bien, nuestro hermano, para ser ordenado sacerdote” irrumpiendo sus palabras el caluroso aplauso de la feligresía asistente.
“Verdaderamente tienes muchos amigos” agregó el Obispo Amos al inicio de su Homilía, al referirse al Padre Steve Witt, quien rodeado ese día por sus hijos, nietos, suegra, familiares, cientos de feligreses de antaño y de hoy que acudieron junto con compañeros sacerdotes y diáconos a celebrar el regocijo de la ordenación del Padre Steve.
Julie Witt, la menor de los tres hijos del padre Witt, pudo observar como con la celebración de la Santa Misa su padre había cerrado el ciclo que comenzó un día cuando ya en el Seminario conoció a su esposa Patti, se convirtió en diácono cuando sus hijos eran aún unos niños, lloró la muerte de su esposa y ahora se convertía en un sacerdote. “Todo tiene su razón de ser” agrega Julie Witt, quien se siente muy orgullosa que su padre escogiera el sacerdocio. “Fue algo que el siempre quiso alcanzar.” El Padre Witt sonrió todo el tiempo que duró la celebración de su Misa de Ordenación, pero confesó que sus ojos se llenaron de lágrimas durante la Homilía de Monseñor Amos.

To read the rest of this article, subscribe to The Catholic Messenger’s e-edition.

Print Friendly, PDF & Email
Facebooktwittermail

 Leave a Reply

(required)

(required)

Copyright © 2009-2017 The Catholic Messenger
Site Map
Send feedback to messenger@davenportdiocese.org. All rights reserved. This material may not be broadcast, published, rewritten or redistributed without written permission.